Recetas de Cocina
Arroz
Aves
Ensaladas
Entradas
Carnes
Pastas
Pescados y Mariscos
Pizzas
Verduras y Legumbres
Salsas
Postres
Chocolate
Recetas p/ Microondas
Recetas Navideñas
Sinón. Gastronómicos
Diccion. Gastronómico





Zanahorias rehogadas


Ingredientes:

1 kg de zanahorias

2 cucharadas de manteca

2 cucharaditas de azúcar

1 cucharadita de sal

1 taza de agua

½ cubito de caldo vegetal concentrado

4 cucharadas de perejil picado




Preparado:

Cortar los extremos de las zanahorias, lavarlas bajo el chorro del agua fría y cepillarlas a fondo. Utilizar las zanahorias tiernas con piel y raspar o pelar las más viejas. Quitar el corazón leñoso de los ejemplares grandes invernales; cortarlos previamente en mitades. Trozar las zanahorias en dados, rodajas o palillos.
Fundir la manteca en una cacerola grande, espolvorear el azúcar y, sin dejar de remover, dejar que tome un color ligeramente marrón. Añadir las zanahorias a la mezcla de manteca y azúcar, remover el conjunto durante 3 minutos a fuego medio hasta que queden acarameladas.
Agregar la sal, ½ taza de agua y el cubito de caldo a las zanahorias y dejarlas cocer con el recipiente tapado y a fuego lento durante 20-45 minutos. La duración de la cocción dependerá de la clase de zanahorias utilizadas. Transcurridos 15 minutos de cocción, remover las zanahorias y comprobar si tienen suficiente líquido. En caso necesario, se puede añadir un poco de agua. Transcurrido el tiempo de cocción debería quedar apenas líquido en la cacerola.
Una vez cocidas, probarlas de sal, disponerlas para servir y espolvorearlas con perejil picado.





Sabías que :

Si ha sobrado mucho pan del día anterior, una forma de emplearlo consiste en cortarlo en rebanadas finas, rociarlas con limón y ponerlas en remojo en un plato con leche. Luego se debe untar un molde con mantequilla y ve va colocando el pan en capas alternas, separadas por una fina capa de miel y mantequilla. Se mete un ratito al horno y se verá como, al final, el pan se convierte en un delicioso dulce.

Sabías que :

Para evitar que el mal olor que desprende la coliflor al cocer se expanda por todas partes, añada a la mima, al ponerla a cocer, un trozo de pan (mejor sí es de centeno); también da buenos resultados el cubrir el recipiente con un paño empapado en una solución con tres partes de agua y una parte de vinagre.






Contacto - Links

Copyright © 2008 Que Recetas ® Todos los derechos reservados